91 590 05 07 info@globalfinanz.es

¿Tengo que contratar obligatoriamente el seguro de vida en el banco? ¿Y si me penalizan la hipoteca por no hacerlo? Aquí tienes la respuesta a esta y a otras preguntas relacionadas con los bancos.

Que quede claro: no tienes obligación de contratar tu seguro de vida con el banco que te concede el préstamo hipotecario. Te digan lo que te digan, tienes derecho a elegir.

¿Qué es un seguro de vida vinculado a la hipoteca?

Es un seguro que paga la deuda hipotecaria en caso de fallecimiento o incapacidad total del titular del préstamo. La deuda hipotecaria no se extingue con el fallecimiento o la incapacidad, sino que pasa a los herederos. En caso de tener un seguro de vida vinculado a la hipoteca, una compañía de seguros se hará cargo de saldar la deuda.

¿Es obligatorio hacerse un seguro de vida para que nos den una hipoteca?

No, no lo es. Pero el banco que te concede la hipoteca querrá asegurarse de que, si te pasa algo, podrá recuperar el dinero que te ha prestado. Es lógico que te pida un seguro de vida antes de darte el préstamo; es decir, quiere tener la certeza de que una compañía aseguradora se hará cargo de tu deuda si tú mueres o quedas incapacitado.

¿El seguro de vida vinculado a la hipoteca solo beneficia al banco?

Rotundamente no. También es necesario para ti y tus herederos. Si mueres repentinamente, tus hijos, tu pareja, tus padres… ¿podrían seguir pagando la hipoteca, otras deudas, su manutención, estudios, etc. o perderían la casa? Si sufres una incapacidad absoluta y permanente en un accidente de tráfico, ¿te arriesgarías a un desahucio o podrías hacer frente al pago de las mensualidades del préstamo? El seguro de vida hipoteca es la mejor inversión en seguridad y garantía de futuro para ti y los tuyos.

¿El banco puede exigirnos contratar con su entidad el seguro de vida?

De ninguna manera. La nueva ley hipotecaria ha terminado con esta práctica abusiva. Ahora se prohíben expresamente las ventas vinculadas a la hipoteca, como son los seguros. La Unión Europea y también España han acabado con la obligación de contratar los productos financieros que los bancos querían colocar al cliente.

¿Por qué no es una buena idea hacerse un seguro de vida con el banco?

Porque es mucho más caro; casi un 50 % más de media según datos de INESE, el servicio de estadísticas del sector asegurador.

Vale, y si no hago mi seguro de vida con el banco, ¿con qué compañía lo contrato?

Con la que quieras, hay muchas. Y la ley dice que el banco «deberá aceptar pólizas alternativas de todos aquellos proveedores que ofrezcan unas condiciones y un nivel de prestaciones equivalentes a la que aquel hubiera propuesto, tanto en la suscripción inicial como en cada una de las renovaciones», y añade que el banco «no podrá cobrar comisión o gasto alguno por el análisis de las pólizas alternativas que se le presenten».

Me siento perdido con las ofertas de seguros…

Sí, hay mucha variedad y competencia. Los precios son diferentes y las prestaciones también. Puedes entrar en nuestro comparador y, con unos mínimos datos, arrojará una opción adecuada para tus necesidades en distintas compañías; podrás ver no solo los importes, sino también las coberturas. O, si lo prefieres, llámanos al 91 218 21 86 y un asesor experto en seguros de vida te asesorará personalmente, sin coste, sin compromiso.

¿El banco puede penalizarme si no hago mi seguro de vida con ellos?

Antes sí podía subir el tipo de interés diferencial si se variaban las condiciones, pero ahora ya no. La ley dice que una póliza alternativa «no podrá suponer empeoramiento en las condiciones de cualquier naturaleza del préstamo».

¿Y si tengo una hipoteca antigua y me penalizan?

Con la nueva ley, no está claro que el banco pueda penalizarte amparándose en una cláusula abusiva del pasado. Pero, en el peor de los casos, incluso con penalización, casi seguro que te compensa cambiarte. Dependerá de cuánto quede por pagar de hipoteca y de cuál sea el interés diferencial. Lo mejor es entrar el calculador de penalizaciones para comprobarlo.

¿Cuándo finaliza el seguro de vida hipoteca?

Cuando terminamos de pagar la hipoteca o, a veces, antes, cuando el banco calcula que ya ha cobrado suficiente por adelantado. Pero sería un grave error quedarnos sin un seguro de vida, y no solo para que haga frente a todas las deudas, sino también para que permita a nuestros herederos seguir con el mismo nivel de vida si faltamos o para que nos proteja a nosotros mismos frente a una incapacidad.

¿El banco tiene que ser el beneficiario de nuestro seguro de vida al firmar una hipoteca?

Sí, hay que asegurarle al banco que va a cobrar el préstamo de la hipoteca. Lo que se debe hacer es firmar el seguro de vida hipoteca con el banco siempre por el capital pendiente; es decir, si el préstamo es por cien mil euros, a pagar en 25 años, no quedará lo mismo por devolver en el año 2 que en el 18. Así que debemos especificar que el primer beneficiario del seguro de vida es el banco, pero por el capital pendiente.

Además del banco, ¿puede haber otros beneficiarios?

Sí, todos los que queramos. Y debería haberlos. Por ejemplo, una vez devuelto el préstamo al banco, podemos consignar que lo que sobre sea para nuestra pareja, nuestros hijos…, para quien queramos o para nuestros herederos legales.

Si el seguro de vida hipoteca lo hace el banco, ¿se quedaría él con todo en caso de fallecimiento?

No debería ser así, pero ha ocurrido. En ocasiones, un seguro de vida hipoteca firmado con el banco ha indemnizado solo a la entidad porque así constaba en la póliza firmada por el cliente.

¿Hay diferentes tipos de seguros de vida vinculados a la hipoteca?

Sí, los productos aseguradores son muy variados. En líneas generales, los hay de capital constante, esto es, que la cantidad asegurada es invariable conforme pasan los años; o de capital decreciente, que va disminuyendo a medida que se va devolviendo el préstamo.

El banco me ofrece un seguro de prima única, ¿es mejor?

Nooooo. Los seguros de prima única se pagan de una vez: esto es, se calculan todas las primas anuales que habría que pagar durante todo el periodo de vida de la hipoteca y se cobra de golpe al concederla. Pero no hay por qué pagar por adelantado, puede que necesitemos vender la casa antes de terminar de pagarla, cambiar de residencia o que muramos antes… El seguro de vida debe pagarse anualmente.

Si hago el seguro de vida con el banco, ¿puedo unirlo a un producto de ahorro?

Sí, con seguridad el banco ofrecerá productos que parecerán fantásticos y muchos otros que no entenderemos en absoluto, como, por ejemplo, los seguros de prima nivelada, que son seguros de vida vinculados a un producto de ahorro. La realidad es que el seguro de vida sale así mucho más caro, porque uno no sabe cuáles van a ser sus necesidades futuras, ni cuánto va a vivir y porque no se paga lo mismo a los 30 años que a los 60. Lo mejor es que un seguro de vida sea un seguro de vida y un producto de ahorro otro asunto diferente.

Y si yo ya tengo un seguro de vida, ¿debo hacerme otro al pedir una hipoteca?

No necesariamente; bastará con cambiar el beneficiario o con añadir el banco a los beneficiarios ya existentes. Lo que sí conviene hacer es revisar si el capital es suficiente cuando se firma una hipoteca, porque no solo basta con liquidar esa deuda, sino que debemos asegurar el futuro de las personas que queremos y el nuestro propio, en caso de incapacidad.